Bronca. Anoche todos terminaron molestos por el empate a minutos del final de Melgar en casa.

FBC Melgar: Contra el árbitro y sus hinchas

Empate. Melgar empató con Comercio y cotejo terminó con suspensión de Cuesta, quejas contra árbitro y trifulca en tribunas.

La República
29 Sep 2019 | 6:35 h

Jorge Jiménez

La noche fue tan mala para Melgar que se tuvo que cerrar con una triste postal de los jugadores enfrentándose a los hinchas desde la reja que separa la cancha de las tribunas.

“No se callen más”, gritó Cuesta, protestando por el pésimo arbitraje de Hilbert Villegas. El de amarillo le anuló un gol legítimo, le sacó amarilla cuando le hicieron un foul claro y lo dejó suspendido para la siguiente jornada.

PUEDES VER: DT del Melgar valora llegar a la Copa Sudamericana

El argentino fue protagonista porque aprovechó un error de Rentería para hacer el tanto de Melgar, por habilitar a sus compañeros y por terminar pegado a una reja intercambiando insultos con los pocos aficionados que anoche fueron al estadio.

El partido acabó 1-1 pero faltaría espacio en esta página para detallar cuantas ocasiones de aumentar el marcador perdieron los locales. No hubo capacidad de anotar en el arco de más de siete metros defendido por Zamudio, quien tuvo solo dos a tres atajadas claves.

El entrenador Diego Osella juntó otra vez a Joel Sánchez y Hernán y generó fútbol en mitad de cancha.

Dejó solo a Arias, pero este tuvo constante apoyo de los cuatro defensores. Hasta ahí todo bien, full chances de gol pero no entraba ninguna.

Sin embargo, el estratega argentino dejó sin jugadores creativos a su equipo cambiando a Hinostroza por Ávila y a Sánchez por Arakaki.

Le regaló el mediocampo a Comercio, que no desperdició tiempo para inquietar una y otra vez a Cáceda con remates de todo tipo. Rivera, que había ingresado en el segundo tiempo, fue el que más buscó.

Comercio tuvo anoche un premio inmerecido porque justo un minuto después de que a Cuesta le anularan un tanto, vino un remate de cabeza de Rentería que se metió en el arco.

Los jugadores protestaron otra vez por una falta al portero melgariano. Villegas validó el tanto y se armó la trifulca.

Video Recomendado