Crédito hipotecario

Recomendaciones para pagar menos intereses del crédito hipotecario

Economistas consultados por La República señalaron qué pasos seguir para poder disminuir la deuda del préstamo hipotecario.

Christian Silva
14 Ene 2020 | 19:16 h

Comprar una vivienda o un departamento es un deseo para muchas personas. Sin embargo, cancelar el monto total puede afectar las finanzas personales. Por ello, se vuelve necesario recurrir a un crédito hipotecario.

El porcentaje de las tasas, no obstante, varía considerablemente. Según Alfredo Ramírez, CEO de Comparabien, se encuentran tasas de entre 10 % a 14%, aunque pueden llegar hasta los 24 % y 26 %. Asimismo, la Superintendencia de Banca, Seguros y AFP (SBS) establece que el préstamo en soles puede ser superior al 9,58 % y llegar hasta 30.02 %.

PUEDES VER ¿Cuáles son los requisitos para solicitar un crédito hipotecario?

¿A cuánto puede llegar la tasa?

La existencia de altas tasas, Ramírez sostiene que estas son aplicadas usualmente por cajas municipales y financieras y está destinado para “personas con bajos recursos o ingresos no registrados”, así como personas sin historial crediticio. Jorge Luis Ojeda, profesor de Administración, Banca y Finanzas de la UPC, añade que estas entidades “trabajan con un perfil de riesgo de cliente más alto”.

Según la SBS, por un préstamo hipotecario por 120 mil soles a 15 años, Mibanco ofrece una tasa de 30.02 % y una cuota de 2.911 soles, seguido de Caja Piura (28,63 %, 2.604,6 soles), miCasita Hipotecaria (26,01 %, 2.442,15 soles), Financiera Confianza (22,17 %, 2.142,01 soles) e Interbank (20,42 %, 1.995,36 soles).

En comparación, en la condición similar, el Banco GNB ofrece una tasa de 9,78 % y el pago de cuotas de 1.259,81 soles. Después viene BBVA (13,17 %, 1.489,19 soles), Banco de Crédito (13,46 %, 1.508,29) y el Banco de Comercio (13,89 %, 1.611.22 soles), aunque también aparece la Caja Municipal de Crédito Popular de Lima (15,12 %, 1.611,22 soles).

PUEDES VER Ministerio de Vivienda destina más de 351 millones de soles para Bono Familiar Habitacional

Las tasas más bajas suelen estar en bancos. Sin embargo, obtener una tasa atractiva dependerá de la evaluación crediticia, el perfil de riesgo que pueda tener la persona, así como el inmueble a adquirir, cuenta Ramírez, además de la cuota inicial, esta debe ser suficiente para demostrar el pago de las personas.

Ello implicará también en el tiempo de pago del crédito. Ojeda señala que una persona puede solicitar un plazo de 15 años, aunque “la cuota sobrepasa su capacidad de pago”, por lo que el banco le ofrece aumentar el tiempo a 25 años “y la cuota baja”. No obstante, explica que ello implica que en ese lapso se paguen intereses entre 6 a 8 años.

¿Cómo puedo pagar intereses más bajos?

Los economistas coinciden en que la cuota de un préstamo hipotecario debe ser del 30 % del sueldo que uno recibe.

Alfredo Ramírez señala que se deben escoger “tasas realmente competitivas en el mercado”, tomando en cuenta el tiempo de pago. “Una diferencia de un punto porcentual es mucho cuando hablamos de un préstamo de 20 a 25 años”. Asimismo, se debe considerar si se cubrieron los gastos que se tienen y otros préstamos. Para él, pagar una cuota inicial del 20% es lo recomendable, mejor si se puede cancelar más, mientras que el tiempo de pago debe ser de entre 15 a 20 años.

Ojeda también recomienda elegir el crédito hipotecario en soles, con la moneda similar al sueldo que se percibe. Pese a que “la tasa en dólares es baja”, la fluctuación en el tipo de cambio puede perjudicar a quien accede al préstamo. También sugiere sacar el préstamo de la entidad que financia el proyecto de vivienda, para evitar la carta fianza. Añade que “una vez el proyecto está independizado, se tiene que cotizar siempre la deuda”. Es decir, buscar que otros bancos compren la deuda a una tasa de interés baja.

Asimismo, recomienda pagar el crédito a “cuotas dobles” –duplicar la cuota de pago– cuando exista la oportunidad, como en julio y diciembre, lo que amortiguará la deuda. Otra alternativa es prepagar las cuotas, lo que reduce la deuda. Ello permite que disminuir el monto de las cuotas o la cantidad de tiempo de pago. “Se aconseja reducir el tiempo”, explica Jorge Luis Ojeda.

Según Ramírez, el plazo ideal de préstamo varía entre 15 años, así como pagar una cuota inicial del 20 %, mejor si el porcentaje es mayor, “significa que puedo financiarme por menos”.

Otra alternativa mencionada por los economistas es el ahorro hipotecario: un depósito mensual al banco para que el banco evalúe si uno puede pagar el préstamo. “El ajorro va a ser para la cuota inicial”, añade Ramírez.

Mivivienda

Asimismo, existe la opción de adquirir el ‘Nuevo crédito Mivivienda’, perteneciente al Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento. Se financian las viviendas, terrenos o mejoramientos de entre 58.800 a 419.600, en el plazo de 5 a 20 años.

Para acceder al préstamo, el Estado solicita que la persona sea mayor de edad, no ser propietario o copropietario de otra vivienda en el país, sea calificado por una entidad financiera, tener el 10% del valor de la vivienda a comprar y no tener crédito pendiente de pago con el Fondo Mivivienda.

Video Recomendado

Lazy loaded component