Un donante de órganos puede salvar la vida de hasta diez personas.

La importante labor de los especialistas de la salud detrás de un trasplante de órganos

En el Perú, hay más de 7000 personas que se encuentran formalmente en lista de espera aguardando algún tipo de trasplante de órgano o tejidos.

La República
06 Nov 2019 | 9:50 h

Detrás de cada trasplante se encuentra la admirable labor de un grupo humano de especialistas de la salud, una logística y un arduo trabajo que realizan para sensibilizar, procurar, trasladar y trasplantar órganos donados, con la finalidad de salvar vidas.

Desde la donación de órganos, cada segundo es crucial. La labor de los procuradores es clave en todo el proceso, pues tienen como misión la detección de potenciales donantes de órganos y tejidos en hospitales y clínicas de todo el país, son profesionales que después de que el equipo de médicos a cargo de los pacientes han establecido el diagnóstico de muerte encefálica, inician un trabajo de acercamiento con las familias y plantean la posibilidad de donación de órganos, ( teniendo en cuenta que más del 75% de la población ha registrado en su DNI, NO a la donación de órganos y que al momento de la entrevista a los familiares más del 70%, la respuesta es negativa)

mientras que la labor de extraer y trasplantar los órganos a los pacientes está a cargo de otro grupo de especialistas.

Cuando la familia autoriza iniciar con el proceso de donación el Coordinador de procura, se encarga de ACTIVAR EL OPERATIVO, esto significa poner en marcha el protocolo del proceso de procura, y se pone de conocimiento a la Dirección de Donación y Trasplante del MINSA, ente rector y supervisor de estos procesos. Antes de la remoción de los órganos se realizan pruebas y estudios al donante, para definir que órganos son óptimos para trasplante.

La forma en que una persona pierde la vida establece qué puede donar. Si fallece por paro cardio-respiratorio solo puede donar tejidos y si el caso fuera por muerte encefálica, puede donar tanto órganos como tejidos.

“Si el paciente falleció con diagnóstico de muerte encefálica, los coordinadores de procura consultan a la familia sobre la posibilidad de donación de órganos. Alrededor del 70% de las consultas que se hacen a las familias la respuesta es negativa y en los pocos casos en los que la familia acepta iniciar con el proceso de donación, se activa el operativo Procura-Trasplante”, comenta Patricia Chilet, subgerente de Procura y Trasplantes de Órganos de EsSalud.

Desde que se encuentra al donante, el cronómetro va corriendo, pues sigue una carrera contrarreloj en donde los médicos deben ganarle a cualquier obstáculo para lograr el trasplante de órganos donados y vuelva la esperanza de una nueva vida.

“Los tiempos deben ser exactos, se coordina simultáneamente con varios equipos de profesionales, los que participan con todo el proceso del donante y el equipo de trasplante que se encuentran en diferentes centros de salud preparando todo para ingresar a la sala de operaciones con el paciente receptor”, indica la doctora.

Luego de las evaluaciones clínicas respectivas para determinar cuáles son los órganos viables, viene la extracción de órganos y su traslado a los hospitales donde serán trasplantados a los receptores. Si el donador se encuentra en provincia se tiene el apoyo de la Fuerza Aérea del Perú y de líneas comerciales para el traslado.

Dato:

- Según datos de la Organización Mundial de la Salud, cada año mueren millones de personas a causa de enfermedades crónicas no trasmisibles, como la diabetes, obesidad e hipertensión.

Auspiciado por: