Pobladores también cuestionan que los alcalde Rony Olivera Morales y Wilder Guevara Díaz no hayan podido proponer obras de impacto para sus ciudades.
Pobladores también cuestionan que los alcalde Rony Olivera Morales y Wilder Guevara Díaz no hayan podido proponer obras de impacto para sus ciudades.

Alcaldes de La Victoria y José L. Ortiz, atascados en graves deficiencias de gestión municipal

Tienen bajas. Los victorianos y leonardinos se darían bien servidos si sus burgomaestres distritales solucionaran tres problemas: la limpieza pública, la inseguridad ciudadana y las obras de envergadura. Sin embargo, en este primer año de gestión, regidores y pobladores no aprecian una solución a la vista de sus principales necesidades por parte de Rony Olivera y Wilder Guevara.

La República
31 Dic 2019 | 10:52 h

Lambayeque. Falta de visión política, mejoramiento de servicios básicos y ausencia de obras públicas, son tres factores que han ocasionado que las gestiones de los alcaldes distritales de José Leonardo Ortiz y La Victoria, Wilder Guevara Díaz y Rony Olivera Morales, respectivamente, no den muestras claras de liderar el desarrollo de esas ciudades.

Estas autoridades tienen en común haber llegado al poder con el partido Podemos por el Progreso del Perú (PP), al igual que su homólogo en la alcaldía provincial de Chiclayo, Marcos Gasco Arrobas. Sus gestiones tienen altas y bajas. Los ciudadanos tienen servicios de mala calidad, caminan en medio de la inseguridad y remontando cúmulos de desperdicios. No hay soluciones a la vista.

Mal manejo de residuos

De acuerdo al informe n.° 295-2019 de la Subgerencia de Limpieza Pública de la municipalidad de JLO, en el distrito existe una deficiencia en el recojo de residuos sólidos debido a que solo se cuenta con cinco de las 10 compactadoras que compró el Gobierno Regional de Lambayeque para esta jurisdicción. Este documento precisa que solo se llega a recoger 90 de las 181 toneladas de basura que producen los leonardinos.

PUEDES VER

En este punto los regidores Carlos Rodas Díaz y Carter Garrido Campos coinciden en precisar que solo 6 compactadoras brindan servicio de limpieza en el distrito, las cuales tienen una cobertura del 30%. Señalan que la gestión de Wilder Guevara ha priorizado adquirir maquinaria de uso de obras de construcción, en lugar de mejorar la gestión de residuos sólidos.

“La gestión anterior ganó una meta (por incentivos) de S/800 mil, por lo que un porcentaje tenía que destinarse para la reparación y el mantenimiento de las compactadoras. Sin embargo, el alcalde ha usado este dinero para comprar un rodillo (compactador) y una retroexcavadora que no sirven para la limpieza”, señala Garrido.

La República comprobó que la inoperatividad de la maquinaria es saneada con la disposición de 4 volquetes para el recojo de basura; sin embargo, las deficiencias en el único cargador frontal provocan que solo se recojan 42 toneladas de residuos desatendidos.

“Esta gestión carece de criterio y planificación. ¿cómo es posible que el dinero ganado en el área de limpieza se invierta en compra de máquinas para obras? El alcalde y sus funcionarios no han solucionado el tema de la basura”, explica Rodas.

Sin planes en La Victoria

En el tema de limpieza pública, la gestión de alcalde Rony Olivera es cuestionada por el retraso en la compra de dos compactadoras y un camión multiusos —aprobada en acuerdo municipal n.° 015-2019 de marzo de este año—, los cuales recién fueron recepcionados a fines de noviembre.

Los regidores José Carrera Cervantes y Genaro Chávarry Castañeda indican que el problema de la basura se agudiza porque solo se tienen tres compactadoras, falta un plan de horarios y zonificación para atender el servicio y una estrategia de educación ambiental.

“Hay pueblos jóvenes donde el camión pasa dejando dos días para recoger la basura. Me parece que no se han establecido horarios para el recojo de desperdicios en determinadas zonas”, precisa Carrera.

De acuerdo al portal de Transparencia del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), la comuna de La Victoria tiene una ejecución del 82.1 % (S/4’065,456) en disposición adecuada de residuos sólidos, mientras que JLO presenta un avance del 88.7 % (S/310,731.00). Sin embargo, dichos gastos contradicen la realidad.

Obras públicas ausentes

En materia de gestión para ejecutar obras en José Leonardo Ortiz, los concejales afirman que desconocen qué proyectos fueron impulsados por la actual gestión o qué expedientes técnicos han realizado los funcionarios.

Incluso, los regidores Carlos Rodas y Carter Garrido indican que las obras continuadas se están ejecutando de mala forma, tal como es el proyecto “Agua y alcantarillado de Maximino Díaz”, donde no se consideró un sistema de drenaje pluvial pese a ser una zona con peligro a inundarse.

El munícipe Carlos Rodas comenta que faltan proyectos para mejorar la pavimentación de avenidas que urgen ser reconstruidas como Kennedy, Dorado, México y América, y las calles de la Plaza Cívica.

“Hay cero obras ejecutadas por esta gestión. No hay proyecto emblemáticos. Se han presentado proyectos al gobierno regional, pero han sido observados por su calidad y normativa”, explicó.

Para Carter Garrido, solo se están ejecutando obras gestionadas con el anterior alcalde (Epifanio Cubas).

“No estamos contra el alcalde, queremos soluciones y una mejor preparación de los funcionarios. Se empezó bien, pero se acaba mal el año”, explica.

Paralizaciones y olvidos

El distrito de La Victoria también carece de obras emblemáticas. Tal es el caso del proyecto del Parque Zonal, que ha sido derivado al despacho del gobernador regional Anselmo Lozano Centurión.

En marzo de este año el concejo provincial aprobó el acuerdo municipal n.° 011-2019 que cambiaba la unidad formuladora de la comuna de La Victoria al gobierno regional, para la elaboración del expediente técnico del proyecto. Esto a petición del mismo burgomaestre Rony Olivera.

“El gobierno regional es el encargado de formular el expediente técnico de la obra y buscar financiamiento. Sin embargo, se detectó que el terreno del Parque Zonal carece de saneamiento físico legal, y todo ha quedado suspendido”, detalla el regidor José Carrera.

Líneas seguidas subraya que no se ha informado si se está trabajando en sanear el terreno del Parque Zonal. Incluso se solicitó una audiencia con el consejo regional para debatir el tema, pero no se ha fijado fecha.

Sin embargo, el concejal Genaro Chávarry indica que lo más grave es el nulo avance en la ejecución de proyectos del Presupuesto Participativo 2019. Son cerca de 12 obras que debían ser ejecutadas este año, las cuales brillan por su ausencia.

“Para el 2020 vamos a tener el doble de obras que se deberán ejecutar. Han faltado proyectos de pavimentación y rehabilitación. No se ha seguido un plan de gobierno, y el próximo año la presión será doble en la ejecución de obras”, menciona.

Ambos concejales critican que la gestión actual no ha solucionado la paralización de la obra de pavimentación de la Av. Los Amautas.

Retraso en seguridad

La inseguridad ciudadana sigue siendo una deuda pendiente de las autoridades de JLO. Regidores municipales advirtieron un retraso en la obra denominada “Central de monitoreo del distrito de José Leonardo Ortiz”, la cual está valorizada en 9 millones 153,325 soles.

El centro de monitoreo incluye una sala de control de monitores, área de Gerencia, almacén, una videoteca y sala de espera.

“La obra no es recepcionada por las observaciones que tiene. Este proyecto no tiene electricidad, capacidad de monitoreo y faltan equipos. ¿Cómo es posible que en la central se haya considerado una capacidad de 44 cámaras de seguridad? El distrito es grande y con alto índice delictivo”, dice Rodas.

Video Recomendado

Lazy loaded component
Lazy loaded component